Nuestra privacidad, la gran olvidada

Este mundo tecnológico nos ha permitido avanzar hasta límites insospechados, seguramente hace cosa de 10 años, nadie se imaginaba que desde un simple SmartPhone pudieras contestar un correo electrónico, hacer transferencias bancarias, ver las fotos en RRSS de nuestros amigos, comprar artículos por 1€ procedentes de  la otra parte del mundo e incluso viajar a través de google maps por todo el territorio terrestre.

Esto es sólo una muestra de lo que es el gran mundo tecnológico, un pequeño dispositivo capaz de hacer grandes cosas.

Suena bien, muy bien, tenemos todo lo que queremos al alcance de un click, de manera rápida e instantánea, pero a veces no somos conscientes que de la misma manera que tenemos acceso nosotros hay muchas otras personas “ciberdelincuentes” que también pueden hacerlo.

Por todo ello, cada vez son más las claves de acceso y patrones de seguridad que se necesitan para acceder a los múltiples sitios que visitamos a lo largo del día, para evitar olvidar estas claves los 3 típicos errores graves que se cometen son:

  1. Poner contraseñas como: nuestra fecha de nacimiento, fechas especiales o combinaciones de nuestros nombres.

Echando un simple vistazo a nuestras redes sociales los ciberdelincuentes pueden tener las respuestas ahí, ya que son las primeras contraseñas que prueban.

  1. No cambiar la clave de acceso que nos brindan por defecto.

De esta manera es mucho más fácil de obtener nuestros credenciales, por el famoso llamado ataque del día 0.

  1. Utilizar la misma contraseña para todos los sitios.

Lo cual, una vez el Ciberdelincuente haya obtenido una de las claves ya puede acceder al resto.

Para evitar cometer estos errores hay que llevar a cabo las siguientes acciones:

  1. Evitar poner claves fáciles: fecha de cumpleaños, fecha de nacimiento de tu hijo, etc…
  2. Cambiar la clave de acceso por defecto por una contraseña robusta, es decir, por una contraseña que contenga:8 caracteres cómo mínimo:
    • Combinación de Mayúsculas y Minúsculas.
    • Combinación de letras, números y símbolos.
  3. Utilizar diferentes contraseñas para cada sitio. Y te preguntarás… ¿pero eso es muy complicado de recordar?, para nada, hay trucos muy sencillos como:
    • Cambiar las vocales por números.
    • Utilizar la primera letra de las palabras que formen una frase importante para ti.
    • Etc…

Parece complicado, pero una vez le cojas el truco, conseguirás ser mucho menos vulnerable para los Ciberdelincuentes.

Si aun así te parece complicado aplicar estos trucos, también tienes la posibilidad de utilizar un gestor de contraseñas, que consiste en almacenar todas tus contraseñas creadas y protegerlas con una clave maestra, es decir, con acordarte de una sola clave tienes acceso al resto de contraseñas.

18 octubre, 2018

Nuestra privacidad, la gran olvidada

Nuestra privacidad, la gran olvidada Este mundo tecnológico nos ha permitido avanzar hasta límites insospechados, seguramente hace cosa de 10 años, nadie se imaginaba que desde […]
24 marzo, 2017

Cibercriminalidad en 2017

¿Qué se espera de la cibercriminalidad para este 2017? La cibercriminalidad así como los cibercriminales están en continua actualización. Actualizan sus técnicas, sus métodos, como también […]
17 enero, 2017

Securiza tu red – Cuestionario

Securiza tu red Securiza tu red respondiendo a las siguientes preguntas del cuestionario: Algunos Consejos y buenas prácticas Mantén tu software y Firmware actualizado Controla y bloquea […]